Domaine Bousquet

La familia Bousquet, proviene de la ciudad francesa de Carcassonne, con una larga y prestigiosa tradición vitivinícola. En la lucha constante para producir vinos de excelente calidad, Jean Bousquet estaba decidido en buscar el mejor lugar para continuar la larga tradición vitivinícola familiar. En 1990, Jean Bousquet llegó a Mendoza para conocer sus viñedos y bodegas. Al descubrir las características únicas de la región (el suelo y la altitud), Jean Bousquet estaba convencido de que había encontrado el lugar ideal para su bodega.

El principal objetivo del Domaine Bousquet es combinar la elegancia Europea en la elaboración con el perfecto clima y terroir del Valle de Uco en Argentina.

Como resultado, se obtienen vinos extraordinarios con increíble color, deliciosas notas de frutas y una estructura bien balanceada de taninos maduros y acidez. Accesibles para catarlos jóvenes, los vinos siguen envejeciendo con elegancia. Los vinos obtienen excelentes críticas de la prensa especializada al nivel mundial.

Bousquet es un firme defensor que la mejora de la fruta y el vino a partir del cuidado de la tierra y el respecto al medio. De ahí la clara decisión de convertir todos sus cultivos en ecológicos. 





Viñedos


Los viñedos se extiendan en 240 hectáreas ubicadas en Tupungato, Valle del Uco, Mendoza. La zona ofrece condiciones idílicas para el cultivo de la uva. El viñedo se encuentra al pie de la Cordillera de Los Andes, a una altura de 1200 metros sobre el nivel del mar, lo que lo convierte en uno de los viñedos de mayor altura de Mendoza y del mundo. Gracias a su ubicación, los viñedos de Domaine Bousquet son bendecidos con un clima frío y una constante brisa fresca, permitiendo la obtención de materia prima de excelente calidad.


Viticultura orgánica



Las raíces cultivadas de forma orgánica penetran profundamente en el suelo, donde absorben y conducen los minerales que ayudan a crear vinos con auténtico sabor regional. Por esta razón, las uvas cultivadas de forma orgánica expresan la pureza y la intensidad del carácter varietal y el terroir de donde provienen.



Las uvas orgánicas ofrecen una calidad de fruta y una vitalidad de sabor que no tiene equivalencia en el mundo de los vinos tradicionales. Los viñedos cultivados orgánicamente tienen producciones más bajas pero de mayor concentración y sabor que aquellos tratados con agroquímicos, permitiendo que los sabores de los frutos de nuestros viñedos se destaquen.

Más
Mostrando 1 - 8 de 8 items
Mostrando 1 - 8 de 8 items